Categories
Vida

pedido, reacción y señal

Gracias a la empatía cuando interatuás con otro tenés una cierta expectativa de cómo va a reaccionar.

Si pedís ayuda y te la niegan quizás es porque la persona no ve qué hay para ella. Su interés y el tuyo no coinciden.

En el otro espectro, preguntás y aceptan con demasiado entusiasmo – aún peor. No está dispuesta a asumir el costo emocional de resistir. Probablmente no cumpla.

El punto justo?

Cuando re-preguntan, cuestionan y abren debate. Quiere ponerse de acuerdo, buscar estar los dos obteniendo lo justo. Buen augurio.