Categories
Vida

memoirs

Array

Al fondo, bien al fondo, todos pero todos los hombres queremos una misma cosa: una geisha.

Sumisa, servicial, culta, fascinante y perfecta.

Disclaimer: no, una geisha no es una puta.

32 Comments:

Blogger Andy W said…
Las geishas se originaron como profesionales del entretenimiento; originalmente la mayoría eran hombres. Mientras las cortesanas profesionales brindaban entretenimiento sexual, las geishas usaban sus habilidades en distintas artes japonesas, música, baile, y narración. Las geishas de ciudad (machi) trabajaban independientemente en fiestas fuera de los “barrios de placer”, mientras que las de barrio (kuruwa) lo hacían dentro de éstos. Al declinar el nivel artístico de las cortesanas, las geishas —hombres y mujeres— tuvieron mayor demanda.

27/11/08 12:56 PM  
Anonymous Anonymous said…
todos sabemos que te gustan las putas, no lo disimules más.

27/11/08 4:10 PM  
Blogger Andy W said…
si claro, las mujeres reales no me hablan

27/11/08 4:18 PM  
Anonymous Green Day said…
A mí no me gustan las sumisas, me gustan las rebels.

27/11/08 4:28 PM  
Blogger Andy W said…
a mi no me gustan las punks, me gustan las darkies

27/11/08 4:31 PM  
Blogger M. (Una Ramera) said…
Me genera un poco de aburrimiento.

No es aburrida tanta perfeccion?

27/11/08 4:33 PM  
Blogger Andy W said…
No es una cualidad necesaria en una relación tener alguien al lado quien aspirás a merecer?

27/11/08 4:36 PM  
Blogger M. (Una Ramera) said…
O yo soy medio tonta o la pregunta esta mal planteada. No puedo responderla asi. Probas de otra manera?

27/11/08 4:42 PM  
Blogger Andy W said…
Perdón, escribo muy mal (el blog es para practicar!).

Quise decir que está bueno tener al lado alguien con cualidades admirables, de modo que sirvan de motivación para mejorar vos.

27/11/08 4:47 PM  
Blogger M. (Una Ramera) said…
Una cosa es tener cualidades admirables. Tanto para hacer mejorar al otro como para crecer uno mismo.

Otra, muy diferente, es la perfeccion.

Y a mi, particularmente, la perfeccion me aburre.

27/11/08 4:49 PM  
Anonymous Anonymous said…
actualmente que cualidades tenes al lado?

27/11/08 4:55 PM  
Blogger Andy W said…
La perfección existe?

Anónimo: no hablo de mi vida privada

27/11/08 4:58 PM  
Blogger M. (Una Ramera) said…
Ah, yo no se si existe o no. Usted fue quien la alisto junto a otras caracteristicas de las geishas. Solo respondo a lo que usted pone.

Suena a Mirtha Legrand con eso de que no habla de su vida privada. Cuidado. Que si se vuelve permanente seria terrible.

27/11/08 5:01 PM  
Blogger Andy W said…
1. Perfecta es una manera de decir
2. El blog entero es mi vida privada!
3. MIRTHA? ME ESTAS COMPARANDO CON MIRTHA?! No somos más amigos.
27/11/08 5:04 PM  
Blogger M. (Una Ramera) said…
Que mal lo mio! Que feo! Feisimo!

Compararlo con Mirtha Legrand fue un grave error, pues Mirtha ha ventilado hasta el detalle mas escabroso de su existencia. Suena mas a… algo como las chicas rubias y tetudas que no hablan de su vida privada aun cuando estan hablando de ella todo el tiempo.

Debo confesar que esta vez me sorprendiste, pense que eras diferente, pero al final sos re predecible man!

Seguimos sin ser amigos?

27/11/08 5:13 PM  
Blogger Andy W said…
Ja! Touché, you win.

Amigos!

27/11/08 5:15 PM  
Blogger Ire said…
eso no es cierto! lo digo por propia experiencia, jeje. Ser culta, fascinante y perfecta no han sido mis mejores atributos para conquistar a algunos hombres…
aah! pero claroo, me falta lo de sumisa y servicial…cualquiera Andrés!
27/11/08 8:19 PM  
Blogger c@rito said…
¿Será? Quiero hombres opinando en este post…y muchos hombres.

Yo me voy a poner bien cursi…al final, bien al fondo, todas pero todas las personas queremos una misma cosa: que nos quieran.

Besos

28/11/08 12:39 AM  
Anonymous Gabi said…
No sé porqué siempre la “verdad” proboca tanto revuelo si al final todo termina en la cama.
Encasillar,etiquetar,nombrar,dar un título a alguien con parcialidad,imparcialidad etc y eso me recuerda a algún viejo post werner
28/11/08 12:55 AM  
Blogger Betty Carol said…
Si, si. En el fondo todos quieren una geisha pero se ponen de novio con quilomberas. De hecho, mis amigas más quilomberas tienen novio, las complicadas y sumisas no.

Es como nosotras, que en el fondo queremos un Beto que nos arregle todos los artefactos de la casa pero terminamos saliendo con sujetos no saben qué es un Buscapolo o se largan a llorar si se rompe el lavarropas.

Por ahi es para mantener indemne el deseo, quien sabe.

28/11/08 7:40 PM  
Anonymous Anonymous said…
Betty Carol: Muy gracioso tu comentario!
Andy W: no podría estar al lado de alguien a quien no admiro.
Y con respecto a la perfección, sí, creo que naturalmente uno busca la perfección; no la considero aburrida. En la búsqueda hay muchas vivencias donde la diversión tiene lugar.
Saludos,
Annie
28/11/08 11:54 PM  
Blogger Conz said…
Con respecto a lo que se dice ahi arriba:

1) amo a ramera
2) yo prefiero ser respetada a querida
3) para esas cosas estan los plomeros, no los maridos

29/11/08 6:32 AM  
Blogger melquíades said…
Pasa que amor necesariamente implica respeto, en cambio el respeto a secas no suele implicar amor.

Para limpiar también está la mucama, y yo sin embargo valoro que mi marido no sea un mugriento y que sepa usar el lavarropas.

29/11/08 3:52 PM  
Blogger Conz said…
amor no necessriamente implica respeto

29/11/08 3:54 PM  
Anonymous Anonymous said…
Conz, por favor explayate. me intriga.

29/11/08 6:03 PM  
Blogger Andy W said…
Es que mucha mujer amenaza. Hay que tenerlos bien puestos para bancarsela.

Buscar hilos es absolutamente intrínseco al intelecto humano, de lo contrario no podríamos retener nada. Fijate la diferencia entre recordar (y repetir coherentemente) un texto académico e intentar memorizar igual cantidad de nombres de la guía telefónica.

Por mantener indemne el deseo repercute quizás no te den cuando querés, debe ser bravo vivir así.

Buscar la perfección es una ilusa manera de vivir infeliz. No, gracias. Prefiero enamorarme de los defectos.

Entre respetado y querido prefiero ser temido.

Josecito dio en la tecla. Que tu mujer sepa hacer ciertas cosas no necesariamente implica que hacen faltan. Pero cuánto amor me da que me cocinen, por dios.

29/11/08 8:25 PM  
Blogger Sweet carolain Arengando a la gilada..Por un mundo menos pedorro said…
pero! cuanta sinceridat!!

jajaj por fin uno que lo reconoce ¬¬

saludos

30/11/08 5:47 AM  
Blogger Andy W said…
Lo mio es la candidez

30/11/08 2:02 PM  
Blogger Conz said…
y despues se hace la rubia tonta diciendo “no hablo de mi vida privada”.

todos sabemos que es de lo que más te gusta hablar.

30/11/08 6:53 PM  
Anonymous fer said…
hojaldre con conz que, recordemos, soñó que te mataba …

30/11/08 9:14 PM  
Blogger PAblo.- said…
Mirá, la geisha me copa, pero de golpe lo traspolé a mi deseo, y me imaginé un Geisho, y se me hizo un poco aburrido para compartir más que un fin de semana de spa o algo así. O sea, está buena la idea de uno culito parriba, armonioso y culto, pero me parece que en lo intrínseco del ideal masculino desaparece la sumisión y la aceptación de quién está a servicio de quien.

Sin tratar a la mujer de sumisa ni mucho menos, esa energía de porcelana es inherente a la femineidad, a la parte ying y toda esa bola de lo femenino como intangible y no como humanidad.

No, lo pienso bien, y te aseguro: un geisho no me copa más que por un rato. Me gusta la resistencia del otro lado, y la reciprocidad hombre-hombre. Quizás la fantasía geisha puede tener más que ver con el juego del encastre masculino-femenino llevado a su máxima expresión teórica, donde el hombre cumple un rol puramente masculino y la mujer un lugar puramente femenino, y como toda expresión teórica es por tanto ficticia, y se se intenta llevar a la carne, es fantasía, actuación.

A mí dejame poder pegar un par de bifes y tener que defenderme a la vez. Vuelta y vuelta. Ejem. No sé si era la opinión masculina que estabas esperando, precisamente, pero es la que te puedo dar. Abrazo, amigo!

1/12/08 2:26 PM  
Blogger Andy W said…
Me encanta esa opinión masculina, ciertamente diste en la tecla: lo que esperamos es una sumisión propia del carácter femenino, que nos hace exacerbar nuestra propia hombría.

Nada es para siempre, de eso estemos claros, la geisha aburre pero la revolucionaria aún más. Lo mejor es tener un poco de cada, en la variedad…

1/12/08 3:07 PM