Categories
Vida

maleable

Tener personalidad es absolutamente crítico si no querés ser un aburrido, olvidado o hasta inservible. No sirve ningún factor externo para validarte como ser humano, sin ese básico magnetismo no podrás afianzar tu lugar de pertenencia en la sociedad.

Sin embargo también es valioso aprender, crecer, ser flexible. Poder escuchar retroalimentación de personas valiosas e incorporarla a nuestras vidas.

Ser maleable es una virtud crítica como motor de crecimiento, el opuesto es ser necio. Sólo quien es profundamente inseguro no es capaz de escuchar, ni creer que los demás tienen algo para aportar.

Esa sin dudas es la opción menos deseable.